lunes, 28 de octubre de 2013

la clave

I. al final la clave estaba en cómo quedaba el libro abierto. era un catálogo de fotos con los deportista top de nike, en el nike store de omotosando, tokio. estaba serena williams, lebron james, sharapova... y al abrir por las fotos de rafa nadal, en la portada, a doble página la raqueta quedaba cortada, de modo que tenía forma de corazón. y ahí estaba la clave. el corazón es la herramienta.

II. para ir de australia a japón hicimos escala en bangkok. para volver a madrid desde japón pasamos por doha. en los vuelos a eeuu hicimos tránsito en londres. y entonces ves aviones. muchos. ves el airbus a380, esa mole de dos pisos en todo el fuselaje movida por cuatro motores. no sé si lo tiene british airways, supongo que no, porque la flota de boeing 747 que hay en heathrow es para acojonarte. sí lo tiene thai airlines. lo vi en bangkok. y lo tiene malaysia airways. lo vi en kuala lumpur. vi las flotas de ana, all nippon airlines, en narita. acojona. aviones de rango medio, fuselajes finitos y largos todos alineados en los fingers. el transporte mide la potencia de los paises. y hay una guerra delante de nuestros ojos, en el cielo. esto lo sabes por los periódicos pero cuando enlazas tantos aeropuertos internacionales en tan poco tiempo la puedes sentir físicamente. cuánta gente soy capaz de poner en otro lugar. cuántos tíos te puedo meter en tu país. al peso, cuántos kilos de gente muevo por el planeta. cuántos océanos salvo con los aviones llenos de gente. esa es la guerra. otra más.

III. vuelvo a casa, donde juega uno la vida de verdad, vila-matas dixit. tengo ya ganas de sentir el calorcito que te deja el chasquido de ese centímetro de suelo que sabes que cruje. lo pisas, cruje, y sabes que todo está en su sitio.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.